Cada vez más vecindarios están reciclando en distintos cubos

Últimamente estamos en contacto con una gran cantidad de campañas de concienciación con el medio ambiente, por esta razón, cada vez más surtiendo más efecto y los vecinos se sienten predispuestos a reciclar en los cubos de la forma correcta.

Esta no es únicamente labor del ciudadano si no que también lo es del propio ayuntamiento; en muchos casos existen ciudadanos que realmente quieren reciclar… sin embargo, al darse cuenta de que la zona de reciclaje más cercana la tienen a mucha distancia, acaban desistiendo. Es algo lógico porque si no tenemos mucho tiempo, si hace mucho frío o no tenemos coche para llegar al lugar, probablemente no nos compliquemos demasiado en ello.
Los ayuntamientos deben de habilitar zonas para ello y que estás sean cada vez más numerosas. Seguramente si ahora te das una vuelta por tu barrio te darás cuenta de que se han inaugurado nuevos contenedores a tal efecto.

Nosotros queremos aportar nuestro pequeño granito de arena al mundo del reciclaje y, por ello, te vamos a recordar algunos de los beneficios que tiene este proceso para nuestro planeta y sobre todo para nosotros.
Sigue leyendo para encontrarlos.

Principales beneficios del reciclaje

Sobreaturación de materiales contaminantes

Vertedero lleno de basura

En el momento en el que aglomeramos toda la basura en la misma bolsa lo único que hacemos es que estas sean derivadas a vertederos en donde permanecerán durante toda su vida hasta que se degraden (y algunos materiales pueden tardar cientos de años en hacerlo.

Una de las principales ventajas de reciclado es que evitaremos que se abran nuevos vertederos. Si somos capaces de derivar cada material al cubo que le corresponde, les darán un nuevo uso y se creará una gestión mucho más eficiente de todos ellos.

Reducción del impacto ambiental

Otra de las ventajas más destacadas de reciclar es que contribuimos a que las industrias no necesiten extraer tanta cantidad de materias primas. Por ejemplo, en el momento en el que hay que hacer una impresión, necesitaremos talar un árbol para sacar la materia prima que lo hará posible. Ahora bien, si hubiéramos reciclado no habría hecho falta tener que acceder a este recurso.
En este caso conseguiremos que no se talen bosques que, por otra parte, son precursores del oxígeno a la atmósfera. Conseguiremos un planeta mucho más limpio a la vez que sostenible.

Ayuda a reducir costes

Siguiendo el ejemplo anterior, la empresa no habrá tenido que invertir en maquinaria para talar los árboles, si no que habrá escogido los materiales reciclados con el objetivo de realizar su actividad.
De esta manera también tiene el papel de conseguir reducir costes en cualquier tipo de negocio.
Sin embargo, nosotros también podemos utilizar nuestro reciclaje particular con el objetivo de ahorrar costes en nuestra casa; el simple hecho de utilizar un folio que ya no nos sirva para apuntar otra cosa puede ayudar a ahorrar la continua tala de árboles.

Algunos ejemplos del reciclaje

Papeleras para reciclar

Si nos decidimos a reciclar envases de plástico, a partir de ellos se pueden crear bolsas o mobiliario urbanos; se calcula que, aproximadamente, con 8 cajas de cereales se puede llegar a crear un libro.
Por ejemplo, si reciclamos una llanta de un coche, 80 latas de refresco, o 40 botellas de plástico del tipo PET (que se utilizan, por ejemplo, en la fabricación de botellas de agua) se puede llegar a hacer hasta un forro polar.
Ahora que ya conoces la importancia del reciclaje te recomendamos que hagas de esta práctica algo habitual en tu día a día.